Imprimir

Resignificaciones del Estudio WHI en la actualidad. Dra. Blanca Campostrini: “La terapia hormonal de reemplazo puede ser muy beneficiosa para determinados casos”.

Entrevista a la Dra. Blanca Campostrini, Especialista Consultor en Ginecología, Presidente de la Asociación Argentina para el Estudio del Climaterio (AAPEC) en el marco del 5° Congreso Internacional de Controversias en Obstetricia y Ginecología.

¿Cuál es el balance de las problematizaciones que se hicieron alrededor del Estudio WHI y cuál es la importancia hoy en día de seguir reflexionando sobre los alcances de este estudio?

Si hay un tema que es controvertido, es justamente este: el uso de la terapia hormonal de reemplazo. En 2002 se dio a conocer en los medios, antes que en la comunidad científica los resultados del estudio WHI. Se trata de un estudio que tenía un diseño metodológico, aparentemente inobjetable y es el único y el primer estudio experimental hecho en humanos sobre el uso de la terapia hormonal de reemplazo. El estudio tuvo que ser suspendido a 5.2 años de haber sido iniciado porque se señaló el aumento de algunos riesgos. Esto puso en shock a la comunidad médica, y especialmente a la sociedad en general, porque algo que para nosotros significaba una excelente herramienta para tratar a las pacientes en esta etapa de su vida y a las pacientes cilmatéricas parecía que iba a ser imposible seguir usándose debido a que se indicaban riesgos importantes.

La importancia de haber debatido sobre esta situación reside en que a 10 años de que se publicaron los resultados del estudio, se han realizado revisiones en forma continua porque los datos que se obtuvieron no conformaban a la comunidad médica. Entonces se empezaron a hacer una serie de estudios que aportan conocimientos respecto a que esta terapia hormonal puede ser muy beneficiosa, utilizada en determinadas circunstancias. Un porcentaje grande de la mujeres que llegan a la menopausia, padecen el síndrome climatérico, que es esa constelación de signos y síntomas como calores, sofocos, nerviosismo, irritabilidad, insomnio, crisis de sudoración que son los más leves. Los más graves son la osteoporosis, la enfermedad cardiovascular y el deterioro cognitivo. Entonces poder utilizar estos tratamientos en el momento oportuno significa una herramienta muy poderosa para favorecer a la mujer y otorgarle la calidad de vida que se merece. Esto es importante porque cada vez, al ir envejeciendo la población, van a haber más millones de mujeres que van a pasar mucha etapa de su vida en menopausia y por lo tanto van a necesitar de estos tratamientos.

Actualmente, hay muchas evidencias que aportaron diversos estudios y que avalan consensos mundiales que nos permiten la utilización de esta herramienta terapéutica en determinadas circunstancias. Por ejemplo, usarla en lo que se llama ventana de oportunidad: es decir, inmediatamente a que la paciente tenga su menopausia y hasta no más de 10 años de transcurrida la misma. Esta ventana de oportunidad permite - basándonos en las evidencias- que nosotros con honestidad científica podamos utilizar estos tratamientos.

¿Qué acciones de salud pública considera que debe dirigirse a las mujeres en el climaterio para lograr una mejor calidad de vida?

En primer lugar, es muy importante que las pacientes consulten en esta etapa de la vida. El ginecólogo es un médico que si bien es subespecialista en determinados aspectos (podemos ser menopausólogos, mastólogos, endocrinólogos) pero también somos muy especiales porque hacemos atención primaria, entonces, como pautas nosotros le podemos recomendar a una señora en esta etapa de la vida es una correcta alimentación, conservar el peso, hacer ejercicio no aeróbico, hacerse un chequeo una vez por año: una mamografía, una ecografía ginecológica, un electrocardiograma, una evaluación cardiovascular, evaluar la tiroides, ya que entre un 10 y 15% de las pacientes que entran en menopausia, evolucionan con hipertiroidismo. Entonces sería bueno detectarlo, no cuando la paciente ya padece el hipotiroidismo que se ve a simple vista, sino hacer un diagnóstico en etapa oportuna. Así entonces se aplica la medicina preventiva, teniendo en cuenta que la anticipación diagnóstica es fundamental, ya que permite como consecuencia realizar un correcto y oportuno tratamiento. Y esto tiene implicancias positivas ya que si vos haces una anticipación diagnóstica de un cáncer de mama al paciente le salvas no solo la vida si no también la mama.

Acceda a la nota completa aquí.

(Requiere registro en el Portal de Medcenter. Si aún no está registrado, acceda aquí)